Sembrar y cosechar amaranto, una fuente de trabajo de una comunidad de Cotacachi

Ratio:  / 2
MaloBueno 

amaranto

Cotacachi.- En Iltaquí, en una pequeña comunidad ubicada en Cotacachi viven aproximadamente 70 familias, la mayoría han visto como una fuente de trabajo de dedicarse a sembrar y cosechar amaranto, uno de los casos más sobresalientes es de Tupac Marcillo, él ahora ya cuenta con su propio centro de acopio denominado MARCIPROAA (Marcillo Productor de Alimentos Andinos), mediante este negocio se distribuye harina de amaranto y ha generado fuentes de trabajo para la gente de su comunidad.

Trabajo.- Entre los productos que elabora están el cereal y harina de amaranto, en el país ya trabaja con más de 50 negocios y con seis en Bogotá (Colombia), este producto ha sido bien visto ya que ayuda a la prevención de diabetes, cáncer de colón, osteoporosis, entre algunos beneficios más.

Tupac dice que en el Ecuador solo existen tres variedades de amaranto, que son el amarillo, rosado y blanco. ‘MARCIPROAA es el único en la sierra del país que elaboras este producto, pero ahora ya existen dos empresas grandes que ya están compitiendo’.  Aseguró que en Guayaquil y Cuenca su producto está en primer lugar, con las tiendas naturistas trabaja con el Oriente Costa y Sierra Sur e Ibarra.

La harina de amaranto se puede agregar en coladas, empanadas, batidos, tortas y jugos. Bajo su responsabilidad tiene 18 productores, su microempresa se convirtió en familiar, además Tupac Marcillo logró crear una asociación de 150 productores.
En cuanto a la siembra agregó que siempre se basan en un calendario andino, y el tiempo de siembra a cosecha es de cuatro a cinco meses. En su centro de acopio elaboran su producto, lo empacan y lo distribuyen.

‘Estamos tratando de expandirnos más en otros países, mi meta es que cuando yo tenga 40 años, el país conozcan este producto por lo menos el 60% de la población’. Dice que ha estado viajando por casi todo el Ecuador dando a conocer el amaranto.

Benefiicios.- La Doctora Susana Delgado dice que su consumo es recomendable principalmente en pacientes con cáncer, pues sus propiedades ejercen reacciones antioxidantes y anticancerígenas; como por ejemplo el de las sustancias escualeno y lunasin. De hecho, se estima que la actividad anioxidante de estas sustancias es tres veces superior al poder antioxidante de la vitamina C. Además resulta ser un delicioso tratamiento preventivo para enfermedades cardiovasculares.