A nueve meses, trabajos en Los Ceibos siguen incomodando

Compartir en:

Ya son casi 9 meses desde el inicio de la regeneración urbana en el barrio Los Ceibos. La obra sigue generando comentarios divididos entre los moradores del sector y los responsables del proyecto. Sin embargo, el proceso de construcción está activo.

¿Cómo va la obra?
Según Vladimir Cartuche, director encargado del proyecto, “el avance en obra civil (calles, verdes, ducterías y cámaras subterráneas) está en un 70%. En la parte eléctrica (soterramiento de cables de energía eléctrica) está en un 52%, lo que tenemos planillado y cobrado”.

“La obra civil finalizaría en el mes que viene, es decir, febrero. En lo que respecta a la energización, dentro de los cronogramas, tendríamos que terminar en el mes de marzo. Y entre marzo y abril, haremos el ingreso de conductores, alimentación de transformadores, retiro de postes y restantes, para entregar el proyecto a espera de conformidad del municipio.

Igualmente, consideramos ciertas ampliaciones”. Además, Cartuche comentó que “están 50 personas en obra, para la semana que viene entraremos con 100 personas para terminar lo más pronto posible el tema del adoquinado”.

En ese sentido, Diario El Norte, constató como maquinaria pesada removía materiales y adoquines en un punto intervenido en Los Ceibos. Además, el malestar de los moradores y dueños de locales de la zona.

Lucila Villalobos, propietaria de un local en el sector, mencionó que “la construcción de la obra perjudicó su cafetería, la cual tuvo que cerrarla. Los tiempos de finalización que prometieron no se están cumpliendo”. Asimismo, expresó su malestar ante la maquinaria que comenzó a remover los adoquines de la calle.

Marcos Alas, otro comerciante del sector, también se vio obligado a cerrar su local de comida. “He tomado la decisión de irme de Los Ceibos. Nos dijeron una fecha de entrega, pero todavía no termina”.

La restauración urbana en este barrio comercial continúa. Y los moradores y dueños de locales esperan que las nuevas fechas límites sea una realidad.