Ana Belén Cordero: “Nada justifica la violencia que se mira en las calles”

IBARRA.- “Lastimosamente lo que debió ser una protesta pacífica, un derecho a la resistencia legítimo, penosamente se radicalizó, se convirtió en violencia en las calles, en secuestro de uniformados, agresiones, quema de patrulleros, invasión a florícolas que son propiedad privada, para obligar a sus trabajadores para que salgan a protestar, violencia generalizada en las calles y creo que nada de eso tiene de protesta pacífica”, dijo la asambleísta Ana Belén Cordero, vicepresidenta de la Comisión de Fiscalización de la Asamblea Nacional en diálogo con ENtv.

Son demandas legítimas…
Pueden existir y de hecho existen muchas demandas legítimas y ciudadanas en el tema salud, educación, incluso en el tema de combustibles, pero nada de eso justifica la violencia que se mira en las calles.

¿Es posible el diálogo?
Yo creo que varios líderes, incluido el señor Leonidas Iza, perdieron la posibilidad de estar sentados en Carondelet conversando y consiguiendo acuerdos, negociaciones, puntos válidos y propuestas justas en favor de quienes dice representar.

¿Qué frena el diálogo?
De entrada el señor Iza dijo que esta protesta no es para dialogar sino para que el gobierno obedezca sus demandas y con ese tipo de posiciones el gobierno no se puede sentar a conversar, así de simple.

Entonces, ¿que se requiere?
Primero tienen que bajar los niveles de protesta y lastimosamente él (Leonidas Iza) prefirió cometer delitos y ser detenido y aunque hoy esté libre tiene una medida sustitutiva para que se presente los miércoles en la Fiscalía, una prohibición de salida del país y un proceso judicial que se realizará el 4 de julio y que tendrá que hacerse.

¿A quién beneficia esto?
Todo lo que está ocurriendo no trae nada de beneficio a la población porque si hay demandas legítimas tiene que haber un vocero de verdad que quiera llevar una marcha pacífica y que quiera sentarse con el gobierno a conversar.

El asambleísta Mario Ruiz dijo que las demandas van en favor de todos…
Cómo el asambleísta Mario Ruiz no va a defender esas protestas violentas si él ha estado acostumbrado en su provincia a hacer lo propio con las mineras legalmente establecidas a que dan empleo a los imbabureños, él está acostumbrado a eso y entonces obviamente va a defender la protesta y el cometer delitos en general en el país como violentar los pozos petroleros, florícolas, quemar patrulleros, secuestrar policías… cómo no va a defender eso.

¿El gobierno qué está haciendo?
Repito hay demandas legítimas y las mismas tienen que encontrar un vocero que busque la protesta pacífica. Vi con buenos ojos que el asambleísta Salvador Quishpe haya querido caminar junto a la gente y lastimosamente fue abucheado y sacado de esa caminata y él denunció que el correismo se quiere infiltrar.

Frente a la delincuencia, la crisis y la corrupción se piensa que el gobierno creó este distractor…
Yo no creo que el gobierno pueda utilizar un tema tan delicado como éste (movilización indígena) como un distractor, porque eso sería hasta un delito. Una protesta aparentemente pacífica que devino en una manifestación sumamente violenta cómo se puede utilizar como un distractor…

Iza exige respuestas
El gobierno siempre lo ha dicho que esta movilización, que yo lo llamo paralización delincuencial, puede solucionarse conversando y de hecho, no es la primera vez que el señor Iza ha estado en Carondelet en varias ocasiones conversando con el Presidente y sus ministros para poder llegar a acuerdos y simplemente hizo tabla rasa de todo lo conversado y dijo que no quiere dialogar y que a él le obedezcan.

¿Los asambleístas deben también asumir su rol?
Efectivamente, nosotros fuimos elegidos en las urnas y entonces tenemos mayor responsabilidad. En Imbabura quienes votaron por sus asambleístas tienen la obligación de fiscalizar el trabajo que vienen cumpliendo.