Caranqui sueña con el retorno del museo y habilitar el Templo del Sol

La parroquia de Caranqui, sur de Ibarra, por sus características ancestrales milenarias, comunitarias y culturales, es un punto donde se pueden desarrollar proyectos turísticos de interés.

El Consejo Parroquial, consciente de este potencial, trabaja en la recuperación de la Pirámide del Sol, ubicada en la Plaza Atahualpa, el proyecto es compartido con la dirigencia del Pueblo Karanqui y cuenta con la participación de la Dirección de Cultura, Educación y Patrimonio del Municipio.

Recuperación

El objetivo del Consejo Parroquial , conjuntamente, con la directiva del Pueblo Karanqui, es recuperar el espacio que le pertenece a la comunidad y a la historia de Caranqui.

Eduardo Ortega, presidente del Consejo Parroquial, indicó que se efectuaron conversaciones con representantes de la Dirección de Cultura y Patrimonio del Municipio.

Como antecedente, narró que el espacio cultural, fue dañado, incluso, personas consumían alcohol en lugar. De ahí que, el Consejo Parroquial, cambió y colocó nuevas seguridades para prevenir este tipo de abusos.

VEA ADEMÁS:

Caranqui, historia, identidad y cultura

En ese sentido, la preocupación por el espacio y cómo recuperarlo. La propuesta es que se rehabilite el Templo del Sol como un espacio cultural o de información turística.

Actualmente, el espacio se encuentra abandonado, sin luz, sin agua. La ciudadanía y el Consejo limpiaron el sitio, pero quieren reactivarlo.

“Recordemos, años atrás, antes que el museo sea derrocado, el Pueblo Kichwa Karanqui, realizaron un acto de resistencia, debido al significado que tiene Atahualpa. De ahí que, el Consejo decidió invitar al pueblo milenario para que sean parte de las decisiones que se tomarán en este espacio”, comentó Ortega.

Es así que, además, de recuperar el Templo del Sol, se presentó la alternativa de regresar los objetos arqueológicos a la parroquia, no a la pirámide, debido a la falta de seguridad en la misma, además, de las pocas condiciones especiales para preservar bienes arqueológicos.

“Se planteó alquilar una casa para que el museo regrese poco a poco a la parroquia, queremos que en una parte propicia se haga un espacio netamente para el museo”, comentó Ortega.

El Presidente de la parroquia dijo que el Templo del Sol puede ser habilitado como una oficina turística, donde se informe a los visitantes sobre el Inka Huasi, las tolas, etc.

En Caranqui inicia proyecto para alcantarillado pluvial

Memoria

Lenin Farinango, presidente del Pueblo Karanqui, insistió en la importancia de recuperar el espacio como las piezas arqueológicas y en sí del museo.

Caranqui es la cuna de Atahualpa, es una den las figuras importantes de nuestro pueblo milenario, puesto que nació en nuestro territorio, es necesario reivindicar a estos personajes” comentó el líder comunitario.

Realizó una remembranza, cuando hace 15 años, se derrocó el museo y lo que quedó fue la pirámide.

“La administración quiso construir un parque infantil, dirigentes defendieron este sitio, pese a la resistencia del Pueblo Karanqui, se botó parte del museo, pero se logró la permanencia del templo y la escultura de Atahualpa, desde ahí, para la actualidad, las administraciones no han trabajo por la recuperación histórica de no solo la plaza, sino del complejo del Inka Huasi”, dijo Farinango.

Recalcó que se requiere de un proyecto integral para recuperar la memoria.

Subscribe
Notify of

Lo último: