ES NOTICIA

miércoles, 12 junio 2024
miércoles, 12 junio 2024

Lo más leído

La Cruz Roja de Imbabura está marcando una diferencia significativa en la vida de aproximadamente 4 mil personas a través del Proyecto Alianza Programática Piloto (PPP). Esta iniciativa, que se ejecuta en los diferentes cantones de la provincia, ha logrado un impacto positivo en el ámbito social, humanitario y sanitario.

Acciones en Imbabura

De acuerdo con Jorge Mera, responsable del departamento de voluntariado, el proyecto culminó con su segunda fase y se avecina una nueva con gran expectativa. “Se cumplieron varias acciones en territorio bajo los componentes de Gestión de Riesgo, Movilidad Humana, Transferencia Monetaria, Salud y Desarrollo Comunitario”, agregó.

Justamente, en el compendio de actividades destacan la formación de brigadas de primeros auxilios, entrega de sistemas de agua y riego, designación de capital semilla, ferias de desarrollo, eventos lúdicos para infantes, visitas domiciliarias y donación de plantas.

Un claro ejemplo está en la parroquia rural La Esperanza, donde se efectuaron brigadas comunitarias y se proporcionaron botiquines para acciones inmediatas en casos de eventos adversos. También, se ejecutaron más de 200 capacitaciones en Imbabura, que vinculó a pobladores y otras instituciones.

Por su parte, Mara Moran, coordinadora nacional del PPP, explicó lo que se tiene previsto para la tercera fase del proyecto, que en esta ocasión solo tendrá una duración de 10 meses. “Inicia desde el primero de junio.

Está enfocada en fortalecer las acciones de sostenibilidad. Además, se realizará el seguimiento de las actividades que se hicieron en los años uno y dos, como brigadas y comités comunitarios”.

Voluntarios

Actualmente, la Cruz Roja Imbabura tiene más de 300 voluntarios, que se dividen en los cantones de Ibarra, Otavalo, Antonio Ante y Pimampiro. Cada uno tiene conocimiento en diferentes líneas de acción, como salud, doctrina institucional, gestión de riesgo, movilidad humana y programa de juventud.


La dedicación y esfuerzo de este personal son fundamentales para el éxito del PPP y para la transformación positiva de la comunidad.