Diego Andrade es un ciudadano con mucha vocación

Diego Nicolay Andrade Vargas es un ciudadano ejemplar. Un personaje positivo que está inmerso en varias actividades que han significado un gran aporte para Imbabura. Diario EL NORTE conoció un poco más de su vida y proyectos a futuro.

Un poco de su vida

Diego Andrade es el séptimo hijo de nueve hermanos. Sus padres fueron, el Sargento del Ejército y héroe condecorado de guerra en 1941, Luis Alfonso Andrade (+) y su madre Gloria María Vargas (+).

Diego nació en la parroquia Santa Prisca del cantón Quito, el 17 de enero de 1967.

Casi toda su vida ha sido en suelo imbabureño. Él se considera 100% ibarreño.

“Llevo 37 años de vida matrimonial con Olga María Cruz. Tengo 5 hijos y 4 nietos. Mi residencia está ubicada en la ciudad de Ibarra, en el barrio Proaño Muriel, del cual soy su presidente. Tengo una familia unida con la cual tratamos de organizarnos cada semana para compartir un desayuno, almuerzo o cena donde todos estemos presentes”, expresó el personaje positivo de la provincia.

Formación académica

Diego cursó la primaria en la Escuela Modelo Velasco Ibarra.

Más adelante culminó su bachillerato en el Patrón Teodoro Gómez de la Torre, cuando el plantel educativo conmemoraba sus 100 años de vida institucional.

Andrade continuó su formación en el Instituto ITCA con la obtención del título Técnico Superior en Informática.

Además, posee un diploma en democracia y participación, certificado de la OIT y es monitor de Ajedrez avalado por la Federación Deportiva de Imbabura (FDI).

En lo laboral

Su vocación llevó a Diego Andrade a ingresar al curso de formación de la ex Policía Militar Aduanera.

Actualmente, ejerce la función de guardalmacén del SENAE, en las bodegas de Yahuarcocha.

Un personaje multifacético que también se ha desempeñado como presidente del comité de padres de familia, en donde formaron el Club FC Gambeta, equipo de fútbol de su querido barrio. Andrade es dirigente del Club.

Pero su amor por el deporte lo llevaron más allá y es por eso que también desempeña las funciones de presidente del Club de Ajedrez “Ibarra”, que al momento, se encuentra ejecutando su proyecto de masificación.

“Tengo la vocación de servir a los demás. Realizo todas mis actividades con responsabilidad y corazón”, expresó Diego Andrade sobre su labor profesional.

Subscribe
Notify of