En Ibarra el comercio local está en ‘terapia intensiva’

Once días se cumplen hoy de las manifestaciones país y las pérdidas a nivel comercial se incrementan. En Ibarra, Marco Amaguaña, director comercial de la Cámara de Comercio también dio la alerta, asegurando que las pérdidas bordean ya el millón de dólares.

“El sector comercial, empresarios y emprendedores nos sentimos muy desmotivados por la situación. Las pérdidas son cuantiosas el poder adquisitivo de las personas cada vez se vuelve menos. Las empresas no van estar en capacidad de cubrir con los sueldos a final de mes”

En Ibarra como en Otavalo, ya se habla de negocios que se encuentran a punto de cerrar, pues no tienen el capital económico necesario para solventar los gastos como nómina, pago de distribuidores, arriendo entre otros. Mario Conejo, autoridad local en Otavalo, ya apareció y describe la dura situación que vive en el sector del norte del país.

“Las cosas se han ido agravando y conforme pasan los días, el panorama es peor.” Lo mismo sucede en Ibarra, su alcaldesa, Andrea Scacco, propone que el exhorto al Primer Mandatario para el establecimiento del diálogo, es la única herramienta de resolución del conflicto.

“Es momento que desde el Gobierno Nacional y la CONAIE se tienda una mesa de diálogo, no como un favor sino como una medida urgente para solventar esa situación que agrava la economía de nuestros pueblos´
La provincia de Imbabura mantiene hasta el momento 31 vías de primer y segundo orden cerradas por completo y sin conexión para ninguna de las provincias.

El Comité Empresarial Ecuatoriano (CEE) hizo un llamamiento a la tranquilidad y advirtió de pérdidas millonarias generadas por la protesta indefinida convocada por el movimiento indígena contra el alza de precios y las políticas económicas del Gobierno.

El presidente del CEE, Miguel González, comparó estas protestas con las que se vivió en octubre de 2019, cuando las pérdidas se estimaron en más de USD 800 millones. González aceptó el derecho que tienen los ecuatorianos para protestar, pero se lamentó que esta se haya convocado en un momento de reactivación.

Para Alejandro Martínez, presidente ejecutivo de Expoflores, la protesta ha dejado de tener su razón al momento en que se han cortado carreteras, pues dijo que ello impide la libre movilidad y afecta al desarrollo del aparato productivo.
Según él, el Estado debería tener una mayor firmeza para controlar los actos vandálicos y llevar a la Justicia a quienes atenten con las libertades ciudadanas.