Escuela de Campo Forestal la apuesta para agricultores

Aproximadamente 300 pequeños y medianos productores de 14 provincias del Ecuador se capacitan en las Escuelas de Campo Forestales (ECF).
Esta es una iniciativa del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), le está permitiendo a los agricultores de Imbabura, conocer y aplicar las Buenas Prácticas Forestales.

Este proceso formativo consta de dos ciclos: el primero es de abril a julio y el segundo será de agosto a noviembre del 2023. Es impartido en coordinación con las direcciones distritales y la participación de los técnicos de los proyectos de Dinamización de Sector Forestal Productivo Sostenible (PDSFPS) y de Innovación de Asistencia Técnica y Extensión Rural (PIATER), con la metodología Aprender Haciendo.

Durante este mes se han inaugurado 18 Escuelas de Campo Forestales conformadas, para este ciclo, en las provincias de Esmeraldas, Manabí, Santo Domingo de los Tsáchilas, Los Ríos, Imbabura, Pichincha, Cotopaxi, Cañar, Azuay, Loja, Sucumbíos, Orellana, Pastaza y Morona Santiago.

Blanca Ortiz, representante de la Asociación Agroecológica Angla, es una de las productoras que participa en la ECF de Imbabura y reconoce la importancia de estos espacios de aprendizaje, porque combinan la parte teórica y práctica.

La Escuela de Campo Forestal permite a los productores abordar los siguientes módulos: selección, descripción y evaluación de árboles, obtención y recolección de semilla, manipulación de frutos y semillas. Además de procesamientos pregerminativos, establecimiento y manejo de viveros forestales. Al finalizar las capacitaciones los productores podrán implementarán viveros y plantaciones forestales.

Las capacitaciones abarcan temas como la obtención de material vegetativo, viveros, planificación de plantaciones forestales y de sistemas agroforestales, manejo silvicultural, aprovechamiento, protección del ambiente y prevención de incendios forestales. Los participantes fueron capacitados en el manejo de plantaciones forestales, que consisten en la combinación de árboles con cultivos agrícolas y pastos para producción animal.

Estas capacitaciones estuvieron a cargo de técnicos de la Subsecretaría de Producción Forestal y del Proyecto Piater.

Tienen como objetivo el seguimiento continuo a las actividades de manejo forestal en el ámbito comercial con buenas prácticas que protejan el medio ambiente. José Villamarín, productor de eucalipto, resaltó la importancia de esta escuela, ya que le ha dado la idea de implementar el incentivo forestal no reembolsable que otorga el MAG en su plantación.

“Con estas clases nos invitan a forjarnos con conocimientos técnicos porque la mayoría somos empíricos”.

El principal objetivo es mejorar las condiciones de vida de los productores rurales mediante innovadoras metodologías de capacitación recurrente, indicó Víctor López, otro de los participantes en las Escuelas Forestales de campo.

Subscribe
Notify of

Lo último: