Fuentes de agua que rodean a Salinas tienen arsénico

salinas-agua

“Lastimosamente en la mayoría de fuentes de agua existe este metal pesado: el arsénico. Todo el sector (Salinas) tiene este problema, incluso había la posibilidad de realizar una prospección (punto para perforar y extraer agua) pero por la contaminación por el metal pesado no daría resultado y no sería factible el tratamiento” así lo señaló Abel Anrango, director Técnico de la Empresa de Agua Potable de Ibarra (EMAPAI), durante la sesión de Concejo de Ibarra, de esta semana.

Acciones realizadas
Anrango indicó que se realizó un barrido de tomas de muestras de agua, en posibles fuentes de captación, pero la mayor parte estaban contaminadas por arsénico.

El técnico mencionó que el próximo 23 de enero se realizará un proyecto piloto, se colocará un filtro en la fuente de agua El Cuambo, afluente que pertenece a la parroquia, “Esto nos indicará la factibilidad del tratamiento de arsénico, con los resultados, depende de ellos, podremos tratar las fuentes que fueron cerradas”.

Por parte de la EMAPAI se realizan monitoreos técnicos y completos, incluso, buscaron apoyo técnico internacional, para analizar alternativas frente a la contaminación y cómo dotar de agua a la comunidad.

Actualmente, la Empresa Municipal de Agua Potable cuenta con los reservorios que provienen de la acequia La Victoria, que también, tiene presencia de arsénico. Anrango dijo que la única fuente que podría dotar de agua de consumo humano a Salinas es el proyecto río Palacara “No tenemos tantas alternativas, no tenemos otra fuente que sea factible de tratamiento, el GPI tiene un estudio, por USD 50 mil, que mejoraría el canal Tamayo, sería una solución definitiva para dotar de agua potable de caliadad a la zona”, dijo.

El concejal Wilman Gallegos consultó a Anrango sobre el origen de la contaminación por arsénico y qué acciones se toma para el cuidar del río Palacara.

El técnico señaló que desconoce las causas de la contaminación “está fuera de nuestras manos, las fuentes que fueron cerradas son subterráneas, mientras hacíamos el monitoreo no existía este material contaminante, cuando empezamos hacer las pruebas, los niveles de arsénico empezaron a fluctuar y subir”. Sin embargo, dijo que la causa de la contaminación podría ser debido a la producción agrícola, en las partes altas de la zona.

Lo último: