Graban un corrido mexicano en honor al líder de Los Choneros, alias Fito

José Adolfo Macías «Fito», el capo de Los Choneros, considerada por las autoridades de Ecuador como una de las mayores bandas criminales del país con presuntos nexos con carteles mexicanos, tiene desde este viernes su propio «narcocorrido», con un video musical grabado dentro de la misma cárcel donde cumple una condena de 34 años.

Bajo el título «El corrido del león», que interpretan Mariachi Bravo y Queen Michelle (hija de «Fito»), la pieza musical glorifica la figura del jefe de Los Choneros al presentarlo como un hombre bueno y honesto que «no es como malinforman».

Sin mencionar que en 2011 fue condenado por delitos como narcotráfico, asesinato y crimen organizado, la letra narra que ha sufrido la pérdida de un hermano, el secuestro de su hija y un atentado contra otro hijo, pero «él es el patrón de los patrones», «el líder de Los Choneros», que junto a su hermano «cuida de su familia como leones».

El video fue difundido desde una cuenta vinculada a Los Choneros que publica videos musicales donde se enaltece la vida de delincuencia a ritmos de trap y piezas audiovisuales que buscan ofrecer una imagen bondadosa y altruista de «Fito» y de Junior Roldán «JR», otro cabecilla asesinado en mayo en Colombia.

Las imágenes de «Fito» están filmadas dentro de la Cárcel Regional de Guayaquil, una prisión que controlan internamente Los Choneros, lo que ha generado por parte de periodistas consultas a las autoridades y organismos ecuatorianos encargados de las prisiones para que expliquen cómo se permitió esta grabación, sin que hasta el momento hayan dado respuesta.

A la Cárcel Regional de Guayaquil regresó recientemente «Fito» por orden judicial, luego de que el Gobierno lo llevase a La Roca, la prisión de máxima seguridad de Ecuador, pocos días después del asesinato del candidato presidencial Fernando Villavicencio, acribillado a tiros el 9 de agosto a la salida de un mitin político en Quito.

No obstante, la grabación parece haber sido realizada antes de que el Ejecutivo llevase a «Fito» a La Roca.

En un inicio se centraron sobre él las sospechas de quién dio la orden para asesinar a Villavicencio, pues días antes del crimen el mismo candidato había denunciado amenazas de muerte presuntamente procedentes del capo de Los Choneros.

Sin embargo, las sospechas se han trasladado ahora a la cárcel de Latacunga, a 70 kilómetros al sur de Quito, que está controlada por la banda criminal Los Lobos, de donde, según la investigación, salieron presuntamente las últimas comunicaciones mantenidas por algunos de los al menos siete sicarios colombianos que participaron en el asesinato de Villavicencio.

Los Choneros surgieron en la década de los años 90 en Chone, ciudad de la costera provincia de Manabí, y progresivamente fueron ganando poder en las rutas del narcotráfico, particularmente en el tránsito de la cocaína procedente de Colombia para ser trasladada luego por mar hacia Centroamérica o Norteamérica, según informes de la Policía.

De acuerdo a las mismas autoridades, actualmente están dedicados al narcotráfico, la extorsión, el sicariato y el tráfico de armas, entre otros delitos, y se encuentran enfrentados con Los Lobos y Los Tiguerones.

El enfrentamiento entre bandas criminales ha sido el motivo de la serie de masacres carcelarias que se han registrado en Ecuador desde 2020, con un saldo hasta el momento de más de 400 presos asesinados.

La violencia también se ha trasladado a las calles con asesinatos y atentados que han hecho que Ecuador pase en cinco años de 5,8 a 25,32 homicidios intencionales por cada 100.000 habitantes, la cifra más alta desde que se tiene registro en el país, y según los expertos esa tasa puede alcanzar incluso los 40 para finales de 2023.

Subscribe
Notify of

Lo último: