Las fuertes lluvias afectan al sistema de captación de agua potable de San Gabriel

san-gabriel

Las fuertes lluvias registradas en la región Interandina, provocan deslizamientos de tierra en la quebrada El Oso, en la Loma Guagua, comunidad El Chamizo, a 45 minutos de San Gabriel, en Montúfar.

Los desprendimientos acarrean lodo, piedras y palos. El pasado miércoles 10 de agosto, a las 17:00, taponaron la captación antigua y afectaron a la nueva, que abastece de agua al 70 por ciento de los barrios de la capital cantonal.

Ante el problema registrado, personal de la Dirección de Agua Potable y Alcantarillado de la municipalidad, se trasladó hasta el sector con el propósito de realizar los trabajos de mitigación y evitar que los 2600 usuarios de la ciudad que se abastecen de la captación de la Quebrada El Oso, se queden sin el líquido vital.

Los técnicos informaron que la suspensión del servicio desde las 22:00 del miércoles hasta las 06:00 de este jueves, fue una medida temporal y emergente.

Hoy, a las 06:00, Andrés Ponce López, alcalde de Montúfar, recorrió la zona afectada y coordinó los trabajos con el equipo técnico de la municipalidad, que movilizó tubería hasta la segunda captación, localizada en la quebrada El Oso.

En ese lugar fue construido un bypass que permite que el agua llegue limpia hasta la planta de tratamiento y desde allí hacia la red de distribución para abastecer a los hogares de San Gabriel.

El Alcalde de Montúfar, explicó que San Gabriel se abastece de dos captaciones ubicadas en dos sectores: la primera en la comunidad de Tangüis, y la segunda en Loma Guagua. El informe técnico determina que dos derrumbos dañaron las dos captaciones, por lo que las autoridades municipales piden la comprensión de la ciudadanía frente a los inconvenientes que se vienen presentando en el suministro.

Agregan que está llegando poca cantidad de agua con coloración obscura, producto de las desfavorables condiciones climáticas; sin embargo, el personal municipal intensifica las labores de refacción para garantizar el servicio.
El burgomaestre indicó que el mismo miércoles en horas de la tarde, en la quebrada de Yail, parroquia La Paz, se desbordó la quebrada, acarreando lodo, piedras y palos, los trabajos efectuados habilitaron la vía a la circulación de automotores.