Neisi Dajomes: «Mi oro en Tokio quedó en 2021, la batalla vuelve a empezar»

Neisi Dajomes: "Mi oro en Tokio quedó en 2021, la batalla vuelve a empezar"

La levantadora de pesas ecuatoriana Neisi Dajomes le aseguró a EFE que, para iniciar con «más decisión» esa «batalla» por la clasificación a París 2024, debe dejar atrás la medalla de oro conseguida en los pasados Juegos Olímpicos de Tokio.

«He tratado de dejar a un lado ese resultado porque ahora vuelve a empezar la batalla. Nada está dicho. Tenemos que seguir trabajando para la clasificación a los Juegos Olímpicos. Mi logro quedó en 2021 y ahora empiezo este nuevo ciclo con más ganas, con más decisión para superarme cada día», afirmó la deportista.

Dajomes (Pastaza, 1998), primera ecuatoriana en ganar un oro olímpico, dijo no sentirse presionada en ese camino rumbo a París. Entiende que las expectativas están puestas en verla en lo más alto del podio, pero advierte que nunca hay certeza sobre lo que pasará en la plataforma.

«El deporte es deporte, y uno nunca sabe si va a estar arriba o abajo. Hay que tener la mente muy tranquila y fría para poder aceptar cualquier resultado que se venga», sostuvo la pesista, que acaba de colgarse dos oros en los XIX Juegos Bolivarianos de Valledupar.

NERVIOS EN LA PLATAFORMA

Haber alcanzado la meta que «me puse desde niña», con una medalla que cambió «muchísimo» su vida, no modificó sus sensaciones al afrontar la competencia. Lo acaba de comprobar con sus títulos bolivarianos. Los nervios aparecieron. Los controló y dio un golpe de autoridad con sus marcas en el inicio del ciclo olímpico.

Luciendo un turbante vistoso y en la categoría 81 kilogramos, la deportista levantó 115 kg en arranque, récord suramericano y panamericano. Su actuación la redondeó con otro oro, esta vez en envión al alzar 140 kg.

«Me sentí muy nerviosa. Después de Tokio esta ha sido la competencia en la que más nervios he tenido. Tuve una para de casi un año después de los Olímpicos, así que estaba bien nerviosa, aunque sabía que estaba lista para hacer lo que me pusieran», confesó la ecuatoriana.

Dajomes, de 24 años, viene de un largo descanso, coordinado con sus entrenadores, con quienes decidió darse un respiro de seis meses y tomar un impulso para trabajar por ese cupo a París 2024.

«Yo tuve una preparación de 13 años para llegar a esa medalla olímpica», recordó la campeona olímpica, quien retomó entrenamientos en febrero.

Después de su participación en Valledupar, la pesista tiene en pocos días otra competencia en Colombia con el Campeonato Panamericano Mayores en Bogotá, que será del 22 al 30 de julio y clasificatorio a los Juegos Panamericanos Santiago 2023. Después están los Juegos Suramericanos Asunción 2022 y el Campeonato del Mundo a finales de este año.

Para cumplir ese calendario, Dajomes espera tener a sus entrenadores principales. En los Bolivarianos estuvo con Walter Llerena, y espera que en agosto el ruso Alexei Ignatov, con el que estuvo en Tokio, regrese a Ecuador para seguir con el proceso y liderar la preparación de la campeona olímpica.

«Las pesas ha sido el deporte que en los últimos años más resultados ha dado al país. El apoyo ha mejorado un poquito, pero espero que mejore aún más», concluyó la deportista.