Las medidas estrictas contra el Covid 19 han pasado a segundo plano en nuestro país y en otros de la región. Hay necesidad de reactivarse, sí, por supuesto, pero eso no significa olvidarnos de que la vida nuestra y de los demás está primero. Una aparente realidad de tranquilidad es la que observamos y sentimos, es una sensación de olvido de lo que sucedió, pero en contraste la OPS da cuenta que los casos aumentan considerablemente en las Américas, un 27,2% en la última semana. La OPS pide a los países “aumentar la vigilancia, medidas de salud pública y vacunación, y que se aseguren de que los sistemas de salud estén preparados para hacer frente a la posible afluencia de pacientes.” Muy claro.