La atención a sitios icónicos para su recuperación siempre será reconocida por la población. Uno de ellos es el denominado parque acuático Yuyucocha en Ibarra, lugar de distracción y diversión a donde acudían, a manera de paseo, los niños y los jóvenes, pero que con el pasar del tiempo y la desidia, se volvió un lugar lúgubre y olvidado. Hoy la Prefectura de Imbabura consiguió un crédito del BdE para ejecutar los trabajos de esta obra que espera causar un gran impacto para el desarrollo económico provincial. Confiamos que el modelo de gestión y administración permita generar utilidades para que se autosustente. La infraestructura recuperada estará lista en los próximos 10 meses. Muy bien.